Mi resumen del año 2015

¡Cómo pasa el tiempo! Ya estamos en diciembre, y como cada año por estas fechas, toca hacer el resumen de un 2015 muy viajero, repleto de aventuras, sorpresas y nuevas experiencias. 

Como una imagen vale más que mil palabras, este resumen lo protagonizarán las 12 fotografías que, de una u otra forma, mejor transmiten las vivencias de estos últimos meses...aunque no ha sido fácil elegirlas, pues han sido muchos los momentos que este año ha dejado para el recuerdo...Desde el año nuevo en Japón a mi llegada a Dubai, estos han sido algunos de los mejores momentos de este 2015:

 

                                                                            En Kyoto, celebrando el año nuevo

                                                       

El 2015 comenzó de la mejor manera posible, celebrando la entrada del nuevo año en un país tan especial como Japón. Esta foto la hice el día 1 de enero en Kyoto, bajo una espectacular nevada que tiñó de blanco los alrededores del Santuario de Yasaka, uno de los más bellos de la ciudad. Tras Kyoto, proseguiría mi viaje por Nara, Osaka, Kobe e Himeji, antes de volver a casa con la sensación de haber descubierto un país muy especial

 

                                                                                       Ópera de Oslo, Noruega

                                                       

En abril volvería a visitar Escandinavia, una de mis zonas favoritas de Europa, para volver a disfrutar de la nieve, en este caso en Oslo, la capital de Noruega. Aquí me fotografié junto al edificio de la Ópera, uno de los más especiales de la ciudad, gracias a su ubicación, diseño y a las vistas que podemos apreciar desde sus alrededores

 

                                                                                         En Estocolmo, Suecia

                                                       

Tras Oslo me dirigí a Estocolmo, la capital de Suecia, una ciudad que tenía ganas de recorrer, pues años atrás, durante mi primer viaje por el país, apenas pude visitarla por culpa de la nieve y las temperaturas bajo cero. Esta vez, con un clima más benigno, pude pasear por su centro histórico, catedral, palacio real y disfrutar de una de las capitales más bonitas de Europa.

 

                                                                             En Nyhavn, puerto de Copenhague

                                                       

Para culminar mi viaje por los Países Nórdicos me dirigí a Copenhague, la capital de Dinamarca, una ciudad que me enamoraría años atrás y a la que me alegré de volver, pues comprobé que me volvió a seducir tanto como el primer día. Esta foto me la hice junto al Nyhavn, la zona portuaria más pintoresca de la ciudad, y a pesar de que abril sigue siendo un mes frío, aquel día hacían temperaturas veraniegas...tanto que podía ir en manga corta!

 

                                                                         Frente al Hermitage de San Petersburgo

                                                       

Ya en mayo, pude hacer realidad uno de mis grandes sueños viajeros, visitar Rusia. Mi primera parada sería San Petersburgo, uno de los lugares más bellos que he visitado, gracias a sus innumerables canales, palacios e iglesias ortodoxas cuyas cúpulas de colores recuerdan a las de un cuento. Esta foto me la hice en la Plaza del Palacio, el corazón de la ciudad, junto al Hermitage, uno de los museos más importantes del mundo.

 

                                                                                       En la Plaza Roja de Moscú

                                                       

Desde San Petersburgo continuaría mi viaje por Rusia visitando Moscú, una ciudad repleta de historia en la que, además de visitar sus grandes avenidas, museos y catedrales, celebré la festividad del 9 de mayo, el día nacional de Rusia. Esta foto me la hice en la Plaza Roja, rodeado del Kremlin, el Mausoleo de Lenin, los Almacenes Gum, el Museo de Historia y la Catedral de San Basilio, uno de mis lugares favoritos del mundo.

 

                                                                                       En Sergiev Posad, Rusia

                                                       

Antes de abandonar Rusia me dirigí a Sergiev Posad, unas de las localidades que componen el conocido como ''Anillo de Oro'' de Moscú, para disfrutar de un monasterio impresionante, el de la Trinidad y San Sergio, centro espiritual de la iglesia ortodoxa rusa, al igual que el Vaticano lo es para los católicos o La Meca para los musulmanes. El ambiente era realmente especial, monjes ataviados con sus túnicas negras, multitud de fieles y algún que otro visitante, recorrimos las numerosas catedrales, fuentes, capillas y jardines disfrutando de un lugar difícil de olvidar.

 

                                                                  En Islandia, disfrutando del sol de medianoche

                                                       

En el mes de junio volvería a emprender el camino, esta vez a Islandia, para participar en un voluntariado en la localidad de Blafjoll, a 50Km de Reykjavik. En aquellos días, tendría la oportunidad de visitar la capital de la isla, la más al norte del mundo, degustar el tiburón y sobre todo, vivir uno de los entornos naturales más especiales del mundo...volcanes, glaciares, lagunas termales...y fenómenos como el sol de medianoche, del que disfruto en la fotografía, en el que el sol está presente las 24 horas del día.

 

                                                                 En Oporto, al comienzo del Camino de Santiago

                                                       

A finales de julio volaría a Oporto para cumplir uno de mis objetivos pendientes en la Península Ibérica, conocer el norte de Portugal, entrar en Galicia y hacer el Camino de Santiago...una experiencia que sin duda recomiendo, pues además de accesible, cercana y fácil de preparar, nos hará reflexionar, disfrutar de paisajes únicos y vivir experiencias muy diferentes a las que experimentamos en nuestro día a día. Esta foto me la hice en la bella Oporto, junto al río Duero y el Puente de Don Luis I, el día antes de comenzar mi peregrinación a Santiago.

 

                                                                    Panorámica de Río desde el Cristo Redentor

                                                       

En el mes de Septiembre comenzaría mi gran aventura del año, un viaje por Sudamérica de algo más de un mes en el que trataría de visitar Brasil, Paraguay y Uruguay, antes de tomar un barco a Argentina y llegar a Chile atravesando la Cordillera de los Andes. Esta foto me la hice en Río de Janeiro junto al Cristo del Corcovado, desde el que puede apreciarse la mejor vista de la ciudad...las playas de Copacaban e Ipanema, el Pan de Azúcar...una panorámica muy especial.

 

                                                                         En el Caminito de la Boca, Buenos Aires

                                                       

De entre todas las ciudades que visité durante mi viaje a Sudamérica, Buenos Aires fue sin duda la que más me conquistó...su aire bohemio, grandes avenidas, oferta cultural y lugares tan pintorescos como la Plaza de Mayo, el barrio de San Telmo o el Caminito de la Boca, que aparece en la fotografía, bien merecen una visita a una de las ciudades más interesantes, en todos los sentidos, del continente americano.

 

                                                                                 En el zoco de Jumeirah, Dubai

                                                       

Dubai! esta ha sido mi última sorpresa del año...esta foto me la hice en el zoco de Jumeirah, junto a la playa y el hotel Burj Al Arab, una de mis zonas favoritas de la ciudad. El viaje a los Emiratos Árabes ha sido diferente a cualquier otro, pues por primera vez ha sido únicamente con billete de ida...veremos qué nos depara esta nueva aventura!

De momento, esto ha sido todo por este año! Ahora toca recargar las pilas y volver en el 2016 con más y mejores viajes, aventuras y experiencias, que sobre todo nos hagan disfrutar y aprender! Feliz año a todos!

 

 ©2017 Mis Rutas por el Mundo