Yokohama, el mayor puerto de Japón

Tras algo más de 40 minutos de viaje desde Tokyo, por fin llegaría a la estación central de Yokohama, ciudad que con cerca de 4 millones de habitantes es considerada la segunda más importante de todo el país.

Fundada en el año 1889 y con uno de los puertos más importantes de Japón, Yokohama parece a primera vista ''un barrio más'' de Tokyo, pues apenas existe separación física entre ambas...los cerca de 30 kilómetros que separan las dos ciudades están urbanizados en su práctica totalidad...de hecho, Yokohama es considerada en ocasiones una ''ciudad dormitorio'' de la capital, pues muchos de sus habitantes se desplazan cada día a estudiar o trabajar a Tokyo.

 

        

                                           Estación central de Yokohama                         Rascacielos de Minatomirai

 

Visitar Yokohama desde Tokyo resulta de lo más sencillo, pues las conexiones, especialmente en tren, son bastante buenas. Desde la estación central parten trenes cada 10 minutos, siendo el precio del billete de unos 4€ (viaje de ida).

Una vez en la estación principal de la ciudad (Yokohama station) la sensación es la de una ciudad grande, muy moderna, repleta de rascacielos, centros comerciales...pero mucho más calmada que Tokyo...sin tantas aglomeraciones, bullicio...y en definitiva, mucho más tranquila.

Desde la estación comenzaría a caminar en dirección sur, hacia la zona de Minatomirai, muy próxima al puerto y en la que se encuentran gran parte de las atracciones de la ciudad, como la Torre Landmark, un enorme rascacielos de 70 pisos que con sus 295 metros es el edificio más alto de todo Japón.

Compuesto de un centro comercial, restaurantes y un hotel de 5 estrellas, lo que más llama la atención de este edificio es su espectacular observatorio, el Sky Garden, ubicado en el piso 69 y desde el que podemos disfrutar de las mejores vistas de Yokohama, llegando a contemplarse en los días soleados la propia ciudad de Tokyo o el Monte Fuji.

La entrada al observatorio cuesta 6€, y como curiosidad, su ascensor es el 2º más rápido del mundo (45km/h), tan sólo superado por el de la torre Taipei 101, en Taiwán.

 

        

                                                        Landmark Tower                               Yokohama desde el Sky Garden

 

Tras disfrutar de unas espectaculares vistas de Yokohama, continuaría mi paseo por la zona visitando lugares como el parque de atracciones Cosmo World, con su particular noria, o el Nippon Maru, un antiguo barco de la marina mercante japonesa, construído en 1930, que desde mediados de los 80 ejerce como museo del puerto de la ciudad.

Desde Minatomirai, me dirigí a la estación de metro con el mismo nombre para, en sólo dos paradas, llegar a la estación de Ishikawacho, muy próxima a una de las principales atracciones de la ciudad, el barrio chino.

Considerado como el barrio chino más grande de Japón, producto de la multiculturalidad propia de una ciudad con marcado carácter portuario, se trata de una de las zonas más interesantes de Yokohama, pues en ella podemos vivir en primera persona el contraste entre dos culturas, la japonesa y la china, tan diferentes entre sí.

Lo primero que nos llamará la atención de este barrio, en comparación con la arquitectura y el diseño japonés, es la fastuosidad, decoración y colorido de las puertas que dan acceso a la zona, como la de Zenrimon, así como el encanto de templos como el Kanteibyo o el Ma Zhu Miao.

Además, en el Chinatown de Yokohama podemos degustar la comida china más auténtica...desde platos de fideos chinos (ramen) a los famosos dumplings, pasando por el pato laqueado o los dulces más pintorescos...una buena opción para los amantes de la gastronomía oriental.

Después de recorrer el barrio chino volvería a la estación de Ishikawacho, no sin antes detenerme en uno de los estadios más importantes de la ciudad, el Yokohama Stadium, con capacidad para 30.000 espectadores y sede del equipo de béisbol de los BayStars. Dejando a un lado deportes tradicionales como el Sumo o las artes marciales, es curioso como en Japón el béisbol es, por delante del fútbol, el deporte nacional.

 

        

                                                Barrio chino de Yokohama                      Estadio de béisbol de Yokohama

 

Lo cierto es que visitar Yokohama merece la pena...siempre que dispongáis de tiempo suficiente para conocer Tokyo, la opción de hacer una escapada de un día a la ciudad es una opción interesante, pues dadas las buenas comunicaciones apenas perderéis tiempo en el transporte, y podréis visitar una gran ciudad con un carácter muy diferente al de la capital.

Tras regresar en tren a Tokyo, volvería a mi hotel cápsula para preparar la mochila, pues al día siguiente debía abandonar definitivamente la ciudad...próximo destino: Kyoto!

 

 ©2017 Mis Rutas por el Mundo